And the Oscar goes to… ¿Rami Malek o Christian Bale?

Quedan 23 días para la ceremonia del cine más importante: los Oscars. Hay años que predecir los ganadores es difícil mientras que otros te lo ponen relativamente fácil . Por ejemplo, ¿alguien tenía alguna duda de quién se llevaría el Oscar a mejor actor el año pasado? ¿Después de la actuación de Gary Oldman en The Darkest Hour? Mientras que hubo más dudas sobre si el Oscar a mejor actriz lo repetiría Frances McDormand (aunque esta vez como actriz principal) o Sally Hawkins, por ejemplo.

Este año creo que será una de estas galas con muchas sorpresas, algunas acertadas y otras que nos decepcionarán. Lo único que pido es no volver a pasar el mal trago que vivimos en 2017 con La La Land y Moonlight. De hecho, permitidme la comparación, pero creo que nos encontramos frente a una situación muy parecida: aunque son películas muy diferentes, es verdad que podemos comparar Bohemian Rapsody con La La Land por su carácter musical, y Roma con Moonlight por centrarse en un tema profundamente social. Aunque debo confesar que todavía no he visto Roma (pendiente este fin de semana), he leído que muy buenas críticas que superan las de Moonlight. Todo esto lo comento porque no encontramos con la primera guerra de la noche por el premio a mejor película: Bohemian Rapsody contra Roma. Y no, no incluyo Vice en este duelo porque aunque me pareció una obra maestra, creo que a la gala de los Oscars no le interesa posicionarse tanto políticamente, sobre todo por los guiños finales a Donald Trump: una nominación ya es suficiente. Aunque bueno, sin olvidarnos de Christian Bale y su papelón.

Vamos a por el segundo duelo de la noche: Christian Bale contra Rami Malek. Christian Bale encarna a Dick Cheney y Rami Malek a Freddy Mercury. Nos encontramos frente a dos perfiles muy parecidos en cuanto a interpretación: dos actores que han tenido que ponerse en la piel, casi literal, de otra persona y aprenderlo todo de él.

Hace unos días hice una encuesta por Instagram para saber qué opinaba la gente, sobre quién creían que iba a ganar el Oscar a mejor actor: 57% Rami Malek y 43% Christian Bale. Casi un fifty-fifty. Hablemos de cada uno de ellos.

Rami Malek

Yo, como muchos otros, no tenía ni idea sobre la vida de Freddy Mercury. Todos conocemos sus temazos pero poco sabíamos de su vida, a excepción, desafortunadamente, de su muerte por VIH. Muchos melómanos seguidores de Queen han criticado la adaptación de su historia en pantalla, pero yo aquí no voy a entrar porque es un hecho sobre el cual no puedo opinar. A mi la película me pareció una maravilla, con una actuación de Rami Malek merecedora de un Oscar. Hasta día de hoy, un actor reconocido por su papel protagonista en Mr. Robot pero poco más.

¿Por qué debe ganar el Oscar?

No sé si es positivo o no, pero tengo la sensación que Rami Malek ya ha hecho la actuación brillante de su carrera justo al empezar. Seamos claros: no son muchas las oportunidades para un actor de protagonizar una película de este tipo. Rami Malek, joven y fresco como es, se nota el esfuerzo que ha puesto para imitar a la perfección el cantante: sus gestos, su manera de hablar, sus movimientos. Ha hecho un papel impresionante y se merece el Oscar, hasta aquí todos de acuerdo.

Podemos apuntar a su falta de trayectoria profesional para buscar argumentos en contra: desvirgarse en Hollywood ganando un Oscar es ser, como decimos vulgarmente, el puto amo. Pues sí. Tanto que nos quejamos que a los jóvenes no se nos da oportunidades, que nos falta experiencia, esta sería una manera de decirnos que se puede llegar lejos con pasión, esfuerzo e independientemente de nuestra edad.

Ya os digo: a mi lo único que me preocupa es que ha empezado muy fuerte y si no gana este Oscar, no sé si lo volverá a ganar en un futuro. Uno no hace de Freddy Mercury cada año.

Rami Malek también ha conseguido algo con su papel en Bohemian Rapsody: que la gente hable de cine. Mis amigos, aquellos que ven Netflix pero nunca se plantean ir a una sala de cine, han ido a ver Bohemian Rapsody y han hablado de la película, porque todo el mundo la ha recomendado y ha compartido cosas en sus redes sociales, mientras que este mismo grupo de gente no ha visto ni se plantea ver Vice o Roma, por ejemplo. Creo que este movimiento es algo que la Academia también valorará y en parte es gracias a Rami Malek, porque lo más importante de esta película era seleccionar bien al actor principal.

¿Por qué no debe ganar el Oscar?

El único motivo por el cual creo que Rami Malek no ganará el Oscar es por su rival Christian Bale. No encuentro absolutamente ninguna otra razón por la que Rami Malek no es merecedor de la estatua de oro pero claro, es que está Christian Bale también.

Christian Bale

Oh, Christian Bale. Uno de estos actores que dividen al espectador: o lo odias o lo amas. Para mi, un actor infravalorado. Aunque ha sido nominado varias veces a mejor actor y se ha llevado un Oscar como secundario por The Fighter, nos encontramos ante el heredero de la mala suerte que le dejó Leonardo DiCaprio. ¿Será este su año?

Muchos lo conocen solo por ser Batman, aunque esto es quitarle mérito. ¿Podemos hablar de sus cambios físicos a los que se ha sometido? Desde su cuerpo esquelético en El maquinista, pasando por su físico musculoso en Batman, hasta la película de este año, Vice, donde Christian Bale está irreconocible. Os prometo que intenta buscar sus ojos para encontrar algo de Christian Bale pero creo que es una de las caracterizaciones más bestias que he visto jamás. Hablemos de su papel como Dick Cheney.

¿Por qué debe ganar el Oscar?

Hay dos motivos por los cuales Christian Bale también es merecedor del Oscar a mejor actor: el primero, aunque suene a contradicción por lo que decía anteriormente, es un premio a su trayectoria. Permitidme que los vuelva a comparar, pero Leonardo DiCaprio ganó el Oscar por su magnífica actuación en The revenant, aunque lo podría haber hecho mucho antes. Fue el Oscar porque le tocaba y todos fuimos muy felices con esta elección. Se acabaron los memes. No apelaría a este motivo si Christian Bale hubiera hecho una actuación discreta, pero se marca un papelón como Dick Cheney que no todos los actores son capaces de hacer.

Dick Cheney, en comparación con Freddy Mercury, era una persona mucho más introvertida y discreta, así que imitarlo y destacar por ello es un reto muy difícil. Christian Bale lo clava: sus ligeros movimientos de boca, sus miradas, sus gestos de mano. No quiero quitar mérito a Rami Malek por hacer de Freddy Mercury; simplemente era un personaje mucho más llamativo y comunicativo sobre el cual sus gestos parecen más fáciles de imitar (odio la palabra fácil pero la empleo en comparación al otro personaje, ni de coña es fácil imitar a Freddy Mercury), mientras que una persona como Dick Cheney, sin rasgos característicos, la línea entre transmitir algo y nada es muy fina.

La pregunta aquí está: ¿podría Christian Bale haber hecho el papel de Freddy Mercury? ¿Y podría Rami Malek haber hecho el papel de Dick Cheney? Creo que Bale sí que podía imitar al cantante (hasta le veo un parecido físicamente, mirad que os digo) pero que Malek tendría muchas más dificultades en hacer de Cheney. Es una cuestión de experiencia, nada más. No quito mérito a Malek por su papel, porque la verdad es que ningún otro actor lo podría haber hecho mejor que él.

El otro motivo por el que veo a Christian Bale ya sujetando la estatua es porque su actuación es muy parecido a la de Gary Oldman como Churchill, interpretación por la cual se llevó un Oscar a mejor actor el año pasado. Veo que son perfiles muy parecidos los que han tenido que imitar, y yo lanzo la siguiente pregunta a la Academia: ¿repetirán este perfil para dar el Oscar a mejor actor o buscarán algo diferente como Rami Malek? Lo justo sería valorar la actuación y punto, no los premios anteriores, pero esto funciona un poco así. Pongo un ejemplo sobre el Nobel de Literatura para que lo entendáis: muchos dicen que si Margaret Antwood no lo ha ganado todavía, es porque Alice Munro lo recibió unos años antes y no es su intención dar el Nobel a dos perfiles tan parecidos en tan poco espacio de tiempo.

¿Por qué no debe ganar el Oscar?

Me remito a lo mismo que he dicho con Rami Malek: su rival es el único obstáculo que lo separa de la estatua de oro.

Así que mi conclusión es: que gane el mejor. Estaré contenta sea cual sea el resultado, aunque reconozco que tengo una ligera inclinación hacia Christian Bale. Lo que sí sería una sorpresa (y no de las buenas) que el Oscar a mejor actor no se lo llevara ninguno de estos dos candidatos. Si es así, que se lo lleve Viggo Mortensen. Todos nos inclinaríamos ante el Rey Aragorn.


Sé el primero en comentar

Deja un comentario