INICIO Reseñas de libros

Reseña de GRANDES PECHOS, AMPLIAS CADERAS de Mo Yan: la exaltación de la figura femenina en un país de dominación masculina.

Casi 900 páginas y tres meses después, terminé de leer Grandes Pechos, Amplias Caderas del autor chino y ganador del Nobel de Literatura el 2012 Mo Yan. No es un libro fácil pero tampoco tuve en ningún momento la tentación de dejarlo a medias. Y eso solo puede significar algo positivo.

Sinopsis:

En un país de opresión, múltiples injusticias y dominación masculina, Mo Yan exalta la figura y el cuerpo femenino. La protagonista, Shangguan Lu, una férrea superviviente que da a luz a ocho niñas hasta conseguir el deseado varón que hará perpetuar la estirpe, arriesga su vida en diferentes ocasiones para salvar la de sus hijos y nietos en medio del caos, de las guerras y las penurias de la violenta sociedad china del último siglo.Sola, con escasa ayuda y sometida a la agitación política del feudalismo o de la era maoísta, Madre, que fue obligada a crecer con los pies vendados y a casarse con un herrero estéril, representa el homenaje del autor a la resistencia y al universo femenino.

Nos encontramos en la China más rural, más campesina, durante la época de la opresión japonesa. Tiempos duros, crueles y sin piedad, con ideales muy radicales. El libro empieza fuerte: durante los siete primeros partos que Shangguan Lu tiene, viviremos su tortura y menosprecio por parte de su propio marido y de la madre. Ya lo sabemos: una niña solo significa una boca más que alimentar, mientras el niño representa la esperanza y el linaje de la familia. Finalmente “Madre” (así se la llama la mayoría del tiempo en la novela) dará luz a Jintong, el hijo esperado y el que se convertirá en la voz principal de este libro, juntamente con una octava niña que nace ciega. Jintong será la visión masculina encargada de narrar esta historia, este mundo dominado por el sexo masculino.

Hablemos primero de Mo Yan. Probablemente, uno de los escritores con más estilo propio a día de hoy. Su inteligencia narrativa es poco común: un autor capaz de escribir casi 900 páginas de una manera tan detallada y sobretodo, visual. Tenía esta sensación constante cuando leía: ¿cómo alguien es capaz de escribir este libro? Sin duda, hay un exhausto trabajo detrás de la novela, no solo de exigencia narrativa sino también de documentación.

El autor ha confirmado en varias ocasiones lainfluencia del realismo mágico del colombiano Gabriel Garcia Márquez en sus obras, y ha jugado a incorporar este género con un tipo de realismo personal muy crudo, lo cual lo lleva a construir un estil narrativa muy personal. Recordemos que  el realismo mágico se trata de incorporar elementos fantásticos o mágicos, aquello irreal y extraño, que son percibidos como normales en los personajes. Mo Yan, pues, nunca deja de lado esta incorporación del realismo mágico en sus novelas, pero lo hace de una manera totalmente distinta a lo escrito hasta hoy: con su propio estilo tan irónico, satírico, cruel y visual nos presenta esta gran obra maestra, el libro perfecto para acercarnos a la literatura china y conocer más sobre una de sus épocas más duras. A través de este humor incómodo, Mo Yan hace una profunda crítica a la sociedad, a la corrupción de las esferas del poder, una gran denuncia política, y lo transmite principalmente a través del papel de las mujeres y su opresión. De la misma manera que en otro de sus libros que he leído –la República del Vino- esta crítica a la política y el poder la refleja a través del alcohol y los excesos, en Grandes Pechos Amplias Caderas nos la enseña a través de la inigualdad entre hombres y mujeres.

Mo Yan realza la figura femenina al contrastar las aventuras, la fuerza, las actitudes de las hijas y la Madre con el pequeño Jintong. Las niñas y mujeres tomarán decisiones -aunque no siempre acertadas- y sufrirán sus consecuencias, pero el autor nos describe un sexo femenino potente, con mucha personalidad, mientras que Jintong es un personaje débil y despreciable. A medida que pasan las páginas, aprenderemos a odiarlo más y a ver la injusticia entre ambos sexos que Mo Yan quiere transmitirnos. Nos acerca a lo absurdo, lo ridiculiza y humilla a este personaje sin escrúpulos, pero dejando que sea el lector que llegue a esta conclusión. Poco usual eso de escoger un narrador a quien el lector odiará, pero a la vez es un ejercicio muy interesante porque aunque Jintong nos cuenta las cosas desde su perspectiva, el lector es suficientemente inteligente como para ver qué tipo de persona es. De la misma manera, otros personajes masculinos del libro representarán este poder y dominación masculina, y otros contribuirán a quitar prestigio al sexo masculino como lo hace Jintong.

Un libro exigente, no apto para todos los lectores. Necesitas paciencia y dedicación para leer esta larga novela. Si crees que estás preparado, no dudes en darle una oportunidad: es un perfecto reflejo de la cultura china en aquella época. Cruel, dura y hasta surrealista, cosa que lleva a preguntarte a menudo dónde está el límite del realismo mágico: esto que me está contando Mo Yan, ¿es real o es parte de su imaginario?

Si quieres comprarte el libro, puedes hacerlo a través de este enlace y colaborarás con el mantenimiento de este blog:

GRANDES PECHOS AMPLIAS CADERAS (BOLSILLO)


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.